A partir de hoy, la municipalidad de Las Breñas, provincia de Chaco, permitió que los gimnasios retomen su actividad de lunes a sábados, de 9.00 a 20.00, y con un estricto cumplimiento del protocolo de bioseguridad. A su vez, los establecimientos de fitness deberán estar previamente inscriptos ante el municipio local.

Asimismo, antes de la habilitación, la municipalidad realizó un trabajo de inspección en cada establecimiento para, de acuerdo a sus metros cuadrados de cada uno, asignarles la cantidad de gente pueden recibir. Luego, cada propietario debió acercarse al municipio a firmar un acta de compromiso.

Las medidas de seguridad implementadas en los gimnasios breñenses consisten en procurar la limpieza constante del establecimiento, mantener la distancia entre cada socio, no compartir materiales o accesorios de entrenamiento, y que la actividad física no los obligue a desplazarse dentro de la instalación.

Por otra parte, el barbijo solamente se usa al ingresar y al egresar del gimnasio, pero no es necesario usarlo durante el entrenamiento. “En mi gimnasio se presentó una prueba piloto la semana pasada, por lo que hoy ya tenía todo preparado”, cuenta Cristian Amado, propietario de un gimnasio local.

“La gente de Las Breñas me dijo que (los gimnasios) no tienen más lugares en los turnos permitidos, o sea, las horas que se abrieron ya están saturadas”, explica Florencia Muñoz, responsable de la Asociación de Gimnasios del Chaco. En el caso de Amado, al comienzo podrá recibir hasta un 30% de su clientela.

Las Breñas es una ciudad que forma parte del departamento Nueve de Julio, a 257km de Resistencia. Cuenta con una población de 28 mil habitantes y no registra casos de infectados por coronavirus. Por el momento, solo cuatro gimnasios en este municipio se encuentran habilitados para reabrir, todos ellos de musculación.