Noticias

Las infidelidades ayudan a bajar de peso

Expertos lo atribuyen a una mayor producción de adrenalina, cortisol y serotonina, y al aumento del ritmo cardiaco y de la sudoración, lo cual provoca un mayor gasto calórico.

Las personas que tienen una aventura amorosa extra matrimonial suelen perder peso de manera efectiva mientras son infieles. Así lo indica una encuesta realizada por el sitio web www.undercoverlovers.com, de Inglaterra, que reveló que más del 50% de los hombres y 62% de las mujeres reconocieron haber bajado de peso mientras eran infieles a sus parejas.

Según la encuesta, ser infiel provoca en un hombre un descenso promedio de 2.72 kg, y en mujeres la reducción es de 4.5 kg en promedio. Los expertos atribuyen este fenómeno a que la infidelidad produce un incremento en la producción de adrenalina, cortisol y serotonina; y un aumento del ritmo cardiaco y de la sudoración, lo cual provoca mayor gasto calórico.

Los deportes predilectos
Otra encuesta, realizada entre 5 mil usuarios del portal de internet Gleeden, que se especializa en encuentros extraconyugales, reveló que el golf –con el 28%- es el deporte más practicado por los hombres infieles, mientras que el fitness -26%- es la actividad física favorita entre las mujeres que mantienen relaciones amorosas a espaldas de sus maridos.

La encuesta, realiza a personas de Francia, Bélgica y Suiza- también señala que el yoga, con el 21% de los votos, es la segunda actividad física predilecta entre el público femenino, mientras que en el caso de los hombres la natación -24%- ocupa el segundo lugar. Más abajo en el ranking aparecen las caminatas -17%- para ellas y el rugby -14%- para ellos.

Luego siguen la danza -13%- en quinto lugar entre las infieles y el fútbol -11%- entre los infieles, según Gleeden. Del total de los encuestados, el 87% aseguró hacer ejercicio físico al menos una vez por semana, mientras un 64% reconoció que la práctica deportiva representa una oportunidad de iniciar posibles nuevas relaciones íntimas.

Sedentarismo sexual
Una investigación revela una relación directamente proporcional entre la actividad física regular y una vida sexual activa y placentera. Por el contrario, los sedentarios experimentarían también “sedentarismo sexual”: su actividad sexual es poco satisfactoria, escasa (menos de 1 vez por semana), corta (10 minutos) y aburrida (1 sola posición sexual).



Tu comentario

Su e-mail no será publicado.

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>