Noticias

Las claves para hacer un mantenimiento preventivo de las bicicletas indoor

En los últimos tiempos, las clases grupales con bicicletas fijas han ganado gran popularidad en el ámbito de los gimnasios. Sesiones intensas, divertidas y efectivas afianzan la lealtad de los clientes. Por tal motivo, las bicis de indoor son los productos predilectos de los gimnasios a la hora de sus compras.
No obstante, son pocos los proveedores de estas bicicletas que asesoran correctamente a sus clientes sobre cuál es la mejor manera de llevar a cabo un mantenimiento preventivo de los equipos que están comprando, a fin de garantizarles una vida útil más prolongada dentro del gimnasio.

Frente a este escenario nos parece oportuno compartir con usted algunas claves sencillas para realizar esta tarea de manera apropiada.

1) Luego de finalizadas las clases del día, limpiar la bici en los sectores sobre los que cae la transpiración con un trapo húmedo.

2) Tras la limpieza, rociar la bici con siliconas para preservar la pintura y las partes de la bici de las sales de la transpiración. Además actúa como lubricante.
3) Revisar / Ajustar una vez por semana los bulones o tuercas.
4) Ajustar los registros lo necesario para que los caños de los movimientos no se deslicen. Pero cuidado con no apretar hasta romperlos.
5) Cambiar los patines de freno cuando ya no apliquen bien la carga para el frenado del plato de inercia.
6) Controlar todos los rodamientos cada seis meses.
7) Revisar el juego y estiramiento de la cadena cada seis meses.
8) Contar con repuestos para reparaciones de urgencia.
9) Educar a profesores y clientes en el uso y cuidado de las bicicletas.



Tu comentario

Su e-mail no será publicado.

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>